2 de mayo de 2007

Demoniocrática democracia

"La democracia es el eco temporal del evangelio", me dijo un despistado poniendo cara de sabiondo. No puedo negar que semejante disparate me hizo reír a mandíbula batiente, y acto seguido le respondí al individuo: "Si así fuera se trataría, evidentemente, de un grave problema acústico. Eco temporal del evangelio es en todo caso el bien común, a cuya consecución Cristo nos llama, pero la democracia...¡La democracia es una mentira en la que sólo creen los tontos que la admiran y los pillos que la explotan!; de modo que eso de ser "el eco temporal del evangelio" me suena a una payasada digna de Piñón Fijo, si me disculpa usted la franqueza".

Mi interlocutor no me disculpó ni medio y lo demostró mirándome con ojos pinchudos. Seguramente pensó que yo tenía un enano fascista en mi interior, o que el espíritu de Antonio Caponnetto había andado por la comarca haciendo de las suyas. Luego respiró profundamente y lanzó a voz en cuello una andanada de "argumentoides" pro democráticos: "¡La democracia es el gobierno del pueblo, por el pueblo y para el pueblo!"..."¡La voz del pueblo es la voz de Dios!"..."¡Con la democracia se come, se cura y se educa!"..."¡Los males de la democracia se curan con más democracia!"..."¡La democracia es lo más grande que hay, fierita!"...¡Aguante, democracia!...

Confieso que dudé de la salud mental de mi interlocutor, y sentí pena por él. ¿Qué nube tenía el pobre hombre en el cerebro, que le impedía ver que el pueblo no está para gobernar sino para ser gobernado? ¿Sería un cumulonimbos lo que le velaba el hecho de que la voz del pueblo es la voz del pueblo (cuando no una entelequia) y la voz de Dios es la voz de Dios, y que ambas no siempre expresan lo mismo, sino más bien y con frecuencia todo lo contrario, siendo la voz de Dios la única infalible? ¿O sería un cirrostratos lo que le ocultaba ser una falacia aquello de que "con la democracia se come, se cura y se educa", olvidando además que el que acuñó esa frase fue un presidente inepto que tuvo que salir disparando antes de concluir su mandato, porque por culpa de la "democrática" hiperinflación el pueblo estaba muriéndose de hambre y no tenía para comprar remedios ni libros? Tal vez un estratocúmulos le ocultaba que los males de la democracia no pueden curarse con más democracia, porque ésta es en sí misma un mal irremediable.

Le dije a mi interlocutor que Platón afirma en La República que la democracia es el peor de los sistemas, porque conduce a la anarquía y la anarquía engendra la tiranía, pero el pobre nunca había oído hablar de Platón. Creyó que yo me refería a un plato grande y que estaba desvariando. Intenté demostrarle que la democracia es el gobierno absoluto de los peores. Le puse como ejemplo la elección que de Barrabás hizo el pueblo en desmedro de Cristo, y traté de hacerle ver cómo por culpa de ese sistema perverso sufrimos hoy la tiranía de un pingüino estrábico, malevo setentista de la peor ralea y cultor de la muerte.

De más está decir que mi interlocutor no me entendió. Sus ojos pinchudos se volvieron más pinchudos todavía, y colocándose en la cabeza un gorro frigio, el extraño personaje se alejó cantando un cántico de alabanza a la diosa democracia, cuyo estribillo repetía machaconamente: "La democracia es un estilo de vida". Yo, por mi parte, convencido de que semejante "estilo de vida" da para pegarse uno mil tiros en la sien, me fui pensando en las sabias palabras de Vázquez de Mella: "La democracia es la monarquía del infierno".

“El Lobizón”

2 comentarios:

Cruz y Fierro dijo...

Si algun lector aun tiene dudas de lo que aqui se dice, le recomiendo "Por que soy medianamente democratico" de Vladimir Volkoff [a]http://www.laeditorialvirtual.com.ar/Pages/Volkoff_MedianamenteDemocratico.htm[/a].

Santiago dijo...

Excelente libro, el que recomienda Cruz y Fierro.

En 2004 V. Volkoff escribió otro que se llama « Pourquoi je serais plutôt aristocrate ». Aunque algo menos divertido que el primero, es también interesante. Desconozco si existe en español.

Puede encargarse, en francés, en http://www.amazon.fr/Pourquoi-je-serais-plut%C3%B4t-aristocrate/dp/2268050785